Olivia Wilde se separa para poder soltarse la melena

Olivia Wilde tendría que haber escuchado los consejos de mi madre. “Tú disfruta, que eres joven” es lo que siempre me dice. A mí no me pasará lo que a Olivia Wilde que ha decidido separarse de Tao Ruspoli tras ocho años de matrimonio para poder “irse de juerga”.

La actriz, famosa por su papel de Trece en la serie House y por protagonizar la película Tron: Legacy, se casó con 18 años y quiere recuperar el tiempo de adolescente que perdió por casarse tan pronto. Disfrutar de tu adolescencia con 26 años, soltera y en Hollywood. Así cualquiera.

Según informa US Magazine, la ruptura ha sido decisión únicamente de Olivia. “Estar casada es un peso para ella. Su carrera está en lo más alto y ha visto que el matrimonio no es tan divertido”. Lo que yo entiendo de todo esto es que se aburre con su marido. Simplemente.

El que no lo está llevando nada bien es Ruspoli que no para de llorar por las esquinas. Aunque han dicho que han acabado de forma amistosa, él tiene el corazón roto porque “quería seguir junto a ella”. Pues haz como ella: una juerga y pronto se te pasa.

Más sobre Famosos y Corazón:

¡Comparte!

PinIt

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *